Entrevista

Berri Txarrak: «La pasión es el mínimo exigible» | Gijón Sound Festival

¡¡Hola indiEgenas!!

Los próximos días 15, 16 y 17 de abril tendrá lugar la cuarta edición del Gijón Sound Festival, que contará con las actuaciones de bandas como Airbag, Belako, Berri Txarrak, El Niño de Elche o Pauline en la Playa. Los abonos están disponibles en la página web del festival (pincha aquí).


Una de las bandas que más nos gustan con los vascos Berri Txarrak. Si no los conoces, esta es la oportunidad perfecta para que lo hagas. ¡Sigue leyendo!



En 2015 ganasteis el Premio al mejor directo del año, ¿qué os diferencia del resto en el escenario?

BT: «Yo no sé si tenemos el mejor directo, lo que sé es que intentamos tener nuestro mejor directo posible cada noche. Eso es lo que nos importa más allá de premios, que por otra parte agradecemos por la carga de reconocimiento que traen. Una canción del nuevo disco dice que “La pasión es el mínimo exigible”, creo que resume bien nuestra actitud como banda, tanto en directo como en todo lo que hacemos.«



El año pasado se cumplieron 10 años del lanzamiento de “Jaio.Musika.Hil”, y para celebrarlo sacasteis una edición especial en vinilo. ¿Pensáis que es el disco más importante de la carrera de Berri Txarrak?

BT: «Sin duda es un disco especial y que marcó un punto de inflexión: es el primero que grabamos como trío, el primero con el que abrimos la senda de hacer giras internacionales que no hemos abandonado, el primero con el que empezamos a trabajar en colaboración con productores que nos gustaban (Ed Rose, Steve Albini, Bill Stevenson, Ricky Falkner, Ross Robinson…), el primero en el que nuestra filosofía de “menos es más” se vio bastante bien plasmada… Y por encima de todo las canciones, claro. «

Vuestro último disco se llama “Denbora da poligrafo bakarra” (“El único polígrafo es el tiempo”). ¿Qué ideas hay detrás de este título? ¿Tiene su origen en algún suceso específico ocurrido?

BT: «Era el 20º aniversario de Berri Txarrak y queríamos huír del típico recopilatorio, disco en directo… nuestro mensaje fue: bien, hemos cumplido 20 años y lo celebramos creando 20 nuevas canciones, porque por encima de todo somos creadores. El título viene a reivindicar otro tiempo para la música y la cultura en general. Vivimos la era del zapping en la que al tener todo a mano, saltamos de un contenido a otro constantemente y consumimos la música de una manera muy superficial. El hecho de sacar un disco triple es hacerle frente a todo eso y exigirte que le prestes tu tiempo y dedicación a la obra.  Por otra parte, el título también hace referencia a la constancia en esto de la músia, al tratarse de un disco de 20º aniversario. Todo va a tanta velocidad y es tan efímero que buscábamos reivindicar justo lo contrario.«

El último disco lo habéis dividido en tres partes, cada una con un sonido diferente, pero siempre moviendoos por el rock. ¿Ha sido vuestro trabajo más importante o el que más os ha costado? Si la respuesta es no, ¿cuál es el disco que más os costó grabar? ¿Por qué?

BT: «Sin duda es un trabajo especial, por el planteamiento en sí y por el ejercicio de estilos que supone para una banda que parte de sonidos duros con mente abierta. Sin embargo toda la composición y las tres grabaciones fueron muy fluidas y aprendimos muchísimo, ya que cada productor tiene una forma bien distinta de trabajar. Como casi siempre, lo más difícil fue dar con un concepto, captar la idea y ponerse a ello, una vez entrados en harina todo fue como la seda, la verdad.«

Habéis trabajado con productores de la talla de Steve Albini, Ross Robinson o Bill Stevenson y compartido escenario con grupos como Rise Against o Refused. ¿Os sentís importantes dentro del mundo de la música, y a la vez que sois referencia para grupos con menor impacto? y hablando de grupos menos conocidos, ¿podrías recomendar algunos que merecen la pena dentro del panorama?

BT: «No nos sentimos importantes para nada, nos sentimos agradecidos de poder haber puesto nuestras propias canciones en manos de artesanos del sonido a los que admiramos tanto. Creo que son cosas que valoraremos aún más cuando esto termine, tendremos algo que contarle a nuestros nietos.«



A pesar de cantar en euskera, habéis conseguido tocar en lugares como Japón o Taiwán, y os sigue mucha gente de fuera. ¿Creéis que la música puede ayudar a que la gente de fuera conozca el euskera?

BT: «Sin duda nos ha pasado, venirnos gente diciendo que jamás había escuchado nuestra lengua, aunque más que dar a conocer el euskera fuera, creo que sin ser pioneros ni nada por el estilo, nuestra carrera es un granito de arena a la normalización lingüística, además de aportar algo de diversidad a una escena copada por el inglés y el castellano en este caso. Mucha gente tiene prejuicio y entiende que por ser una lengua con pocos hablantes sólo sirve para el folklore o para tocar solo en un ghetto. Nos pasa fuera pero lo grave es que a menudo ocurre en nuestra propia tierra, por ejemplo en Navarra, de donde venimos. Así que, con todo el respeto del mundo, cambiaría el “a pesar de cantar en euskera”: quizá todo lo que nos ha pasado como banda haya sido precisamente “por cantar en euskera”, que es nuestra lengua y lo que nos nace naturalmente al cantar. Nosotros simplemente hacemos canciones, pero si por laguna razón éstas sirven para derribar esos prejuicios y demostrar lo contrario, bienvenido sea, qué duda cabe de que ahí está el hecho cultural, para nosotros es importante. No somos una simple forma de entertainment, hay que intentar ir más allá, los tiempos lo exigen. «

Y por último, lleváis dos años de intensa gira, donde habéis estado en grandes festivales como el Resurrection Fest y habéis girado por todo el mundo. ¿Pensáis en un próximo disco o habrá descanso?

BT: «De momento estamos disfrutando mucho del directo y tenemos conciertos por todo el estado hasta el verano, además de una nueva gira europea en junio. Luego ya veremos qué nos pide el cuerpo.«

¡¡Nos vemos en los conciertos!!


Por Unai Macias, Mikel García y Nerea Montejo


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: